Para Orientar

En base a un interesante debate que Juan José Malia Pérez abría en su blog “El mercado de la incertidumbre”, sitio que ,por supuesto, recomiendo agregar a vuestros favoritos, y apasionada de mi trabajo, me uní al mismo, aportando en torno a la siguiente cuestión: ¿Cómo podemos hacer una Orientación Profesional de Calidad? Juan José, aportaba ya lo siguiente:

  • Teniendo un número adecuado de personas a atender
  • Centrándonos en las características de las personas
  • Estar al día en el sector
  • Estar al día en Orientación Profesional
  • Creer en los cambios
  • Que lo más importante para ti sea que la otra persona encuentre trabajo
  • Que sea vocacional

En todo lo que aporta estoy de acuerdo. Yo continuaría reflexionando sobre lo siguiente:

  • La calidad del trabajo de un profesional de la orientación no debe medirse sólo por el número de contratos que firman las personas que atiende, sino por el crecimiento personal y profesional que esa persona ha alcanzado, al finalizar el proceso, por su autonomía y capacidad de tomar buenas decisiones, que aumentarán sus opciones de éxito. Pero ¿cómo medimos ese trabajo “invisible” del orientador/a?¿cuánto vale?¿cuántas horas necesitamos en cada caso?…a veces se prima antes la cantidad que la calidad, y el cumplimiento de objetivos en los programas, ensombrece la posibilidad de cualquier innovación o cambio en los mismos, pero esto no quiere decir que sea imposible.
  • Orientar es mucho más que hacer un CV. Hoy la Web está llena de estos consejos, pero también de recursos, información, formación, herramientas y espacios para compartir que son tan válidos para los profesionales como para las personas a lasCV que orientamos. El currículum es sólo una herramienta en este océano de actuaciones, importante sin lugar a dudas, que debe saber hacerse y defenderse, pero no es el único contenido en la orientación laboral. 
  • Si has estado en los dos lados de la mesa, mucho mejor, sabrás lo que se siente y se necesita cuando estás en desempleo y lo que debes tener en tu mochila para ser un buen profesional de la orientación, entre otras cosas, una buena red de profesionales que como tú tratan de hacerlo lo mejor posible.
  • La Orientación Profesional necesita nuevos modelos, herramientas y metodologías, un cambio. Ya hemos visto lo que está suponiendo integrar la web 2.0 a los procesos de orientación y de búsqueda de empleo. Debemos adaptarnos al nuevo mercado y a las nuevas herramientas,pero éste cambio, debe ser interno y externo, debe partir de la actitud del propio profesional de la orientación y de las entidades, organismos y empresas que capacitan a estos profesionales ofreciendo una formación actualizada.
  • El profesional de la Orientación tiene que estar Orientado, debe conocer recursos, sectores, técnicas, metodologías, herramientas, información sobre el mercado y las empresas..no puede tomar las decisiones por ti, pero puede proporcionarte lo máximo para que tomes las tuyas con buen criterio.
  • Un profesional de la Orientación da mucho más que consejos (es un pulidor/a de diamantes), si hacemos de la persona y sus recursos el centro del proceso. El objetivo del orientador/a (al menos el mío) es conseguir autonomía y madurez en las personas en sus procesos de búsqueda o mejora de empleo, para que éstas sean las protagonistas de su éxito, y nosotros nos alegremos de ello.
  • La capacidad de crear, innovar, compartir, trabajar en RED (trabajo en equipo), el conocimiento de los recursos de la zona y el mercado,la proactividad, la escucha activa, la motivación, la comunicación, la actitud, la proactividad…pero sobre todo -creer en las personas y en lo que éstas son capaces de hacer- para mí la base de un buen orientador/a.
  • La Orientación Profesional debe ir de la mano de la intermediación laboral para que sea más efectiva. ¿De qué sirve Orientar si ese proceso no es tenido en cuenta posteriormente para la inserción laboral? ambas cosas deben ir de la mano, ser un uno. Sin embargo, me temo, no tienen el mismo valor y peso para el mercado.
  • Trabajar en RED, en colaboración con otros recursos y profesionales se hace imprescindible. Hoy más que nunca, no tener empleo, es tener un pie, a vivir una situación de riesgo de exclusión social, y ésta sólo la podemos abordar desde las distintas dimensiones de la inclusión (vivienda, educación, salud, Familia, etc.)
  • Es imprescindible que te guste este trabajo, orientar sin amor…es alienante.  Como el propio Juan José dice “El amor es  motivación y la motivación es rendimiento. Siempre ha sido así, lo sigue siendo y lo será”

La cuestión es no parar de pensar y creer, en cómo podemos hacer las cosas mejor y de otra manera, y los cambios llegarán. 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published.


− two = 4

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>